¿Quién es Hildegarda de Bingen?
Hildegarda de Bingen (1098-1179), conocida como «La Sibila del Rin», fue una monja visionaria, mística, lingüista, pintora, sanadora, poeta y música, que dedicó gran parte de su larga vida al estudio de la botánica, la fisiología humana y la medicina, dentro de la cual no fue ajena al estudio de las enfermedades dermatológicas. La profundidad de su obra, su capacidad para la observación de la naturaleza y la perfección de su música transcienden el simple calificativo de «mística» aplicable a otros personajes religiosos de su época y sitúan su poliédrica figura al mismo nivel de Leonardo, Galileo u otros sabios renacentistas.

Hildegarda nació en el seno de una familia acomodada y a los 8 años fue elegida para la vida monástica1,2. Su familia la entregó a la abadesa Jutta de Spanheim para su educación en el monasterio benedictino de Disibodenberg. Se trataba de un cenobio «dúplice» o «mixto», es decir, habitado por monjes y monjas3. Esta costumbre, a pesar de haber sido suprimida por Justiniano en el Imperio Romano de Oriente (debido muy probablemente a los problemas y escándalos que debía generar), se mantiene en España, Alemania y Francia en la Alta Edad Media, aunque bajo reglas teóricamente estrictas que limitaban la convivencia y la proximidad entre ambos sexos. Las monjas benedictinas o «tuquinegras», llamadas así por usar en su vestimenta una toca negra, convivían con monjes a los que se conocía como «milites» quienes, de algún modo, actuaban como sus «protectores». Es evidente que existía relajación al respecto y los conocimientos de Hildegarda sobre la cópula, la concepción, las relaciones y disfunciones sexuales, o el orgasmo femenino, que describió detalladamente1 podrían estar basados en la observación directa.

Libro de las causas y remedios de las enfermedades - Hildegarda - Mil Ombues

$700,00
Libro de las causas y remedios de las enfermedades - Hildegarda - Mil Ombues $700,00
Entregas para el CP:

Medios de envío

  • Librería Medio Pan y Un Libro Virrey Avilés 3700 (esquina 14 de Julio), Villa Ortúzar, Buenos Aires. Atención de Lunes a Viernes de 11 a 19 hs. Sábados de 11 a 17 hs.

    Gratis

¿Quién es Hildegarda de Bingen?
Hildegarda de Bingen (1098-1179), conocida como «La Sibila del Rin», fue una monja visionaria, mística, lingüista, pintora, sanadora, poeta y música, que dedicó gran parte de su larga vida al estudio de la botánica, la fisiología humana y la medicina, dentro de la cual no fue ajena al estudio de las enfermedades dermatológicas. La profundidad de su obra, su capacidad para la observación de la naturaleza y la perfección de su música transcienden el simple calificativo de «mística» aplicable a otros personajes religiosos de su época y sitúan su poliédrica figura al mismo nivel de Leonardo, Galileo u otros sabios renacentistas.

Hildegarda nació en el seno de una familia acomodada y a los 8 años fue elegida para la vida monástica1,2. Su familia la entregó a la abadesa Jutta de Spanheim para su educación en el monasterio benedictino de Disibodenberg. Se trataba de un cenobio «dúplice» o «mixto», es decir, habitado por monjes y monjas3. Esta costumbre, a pesar de haber sido suprimida por Justiniano en el Imperio Romano de Oriente (debido muy probablemente a los problemas y escándalos que debía generar), se mantiene en España, Alemania y Francia en la Alta Edad Media, aunque bajo reglas teóricamente estrictas que limitaban la convivencia y la proximidad entre ambos sexos. Las monjas benedictinas o «tuquinegras», llamadas así por usar en su vestimenta una toca negra, convivían con monjes a los que se conocía como «milites» quienes, de algún modo, actuaban como sus «protectores». Es evidente que existía relajación al respecto y los conocimientos de Hildegarda sobre la cópula, la concepción, las relaciones y disfunciones sexuales, o el orgasmo femenino, que describió detalladamente1 podrían estar basados en la observación directa.